Un regalo de Sergio Astorga

jueves, 30 de agosto de 2007

¡Por fin!



Ya, ya sé que mis vacaciones no son por necesidad, sino por vicio. Desde que dejé de trabajar en lo que no me gustaba... ¡qué narices!... desde que dejé de trabajar a secas, ya no siento esa sensación imperiosa de cortar con todo y largarme a descansar pero, qué queréis que os diga, la carne es débil.

Dejaré de daros la barrila durante 23 días, 23, para pasarme la mañana y parte de la tarde con la barriga al sol, como los lagartos. ¿Donde?: en una cala pequeña y preciosa de la Costa Brava, l'Almadrava, más arriba de Rosas, al lado del cabo Norfeu, justo en el sur del cabo de Creus. Como está al socaire de la Tramontana tiene un microclima especial mucho más dulce que en el resto del Ampurdán.

[Tannhaüser, deja Sant Feliú y vente con tus hijas aquí. El agua es increíblemente limpia y transparente y no asoman tablas de surf de ningún tipo].




Desde mi ventana se ve toda la bahía de Rosas (el golfo de Rosas para Bolche) hasta l'Estartit. En los días claros se distinguen perfectamente las Islas Medas y las ruinas de Ampurias, en una inmensidad de mar azul. Si consiguiera borrar ese engendro horroroso que se cargó la marisma de Aiguamolls llamado Ampuria Brava, sería casi perfecto... Beatus ille!

Una de las sensaciones más fantásticas es coger la carretera que lleva a las calas Montjoi, Pelosa y Jóncols al atardecer. De repente aparece el cabo Norfeu en medio de una luz increíble, casi irreal. Es mágico, palabra.

A pie de blog, como todas las semanas, cambio de foto. Esta vez, naturalmente, más Ampurdán.

En la maleta, mi inseparable libro de Kakuros (¡qué vicio!), un par de libros, el MP4 a tope y una carpeta con DVD de pelis de Buster Keaton y de óperas para mi, todavía no estrenado, DVD portátil. Pero también el gusanillo y el placer de una nueva relación con un puñadito de personas a las que he conocido a través de sus bitácoras y la mía. Intentaré seguiros lo más de cerca posible.

Je,je... ¡HASTA LA VUELTA!

5 comentarios:

AF dijo...

Descansar... qué bella palabra.

Vuelve.

Besos.

Maripuchi dijo...

Me das mucha envidia. Sólo el tono de tu narración pone los dientes muyy largos...

Que sepas que te nomino dentro de mis cinco "blogs del día del blog".
Un beso.

Yassin Al-Hussen dijo...

Pasatelo muy bien y hasta la vuelta


Un saludo!!!

RGAlmazán dijo...

¡Qué suerte! Que lo disfrutes tanto como lo deseas. Un sitio precioso.

Salud y República

AiguaMel dijo...

Esa zona estan maravillosa.

Gracias por pasearte por mi blog